El síndrome de la prisa

Corre, corre que te pillo… y nos pilló. La prisa se ha convertido en un estilo de vida que nos tiene a la mayoría insatisfechos y al borde del abismo. Andamos descarrilados. Atrapados en la trampa de la prisa. Hemos confundido prisa con velocidad. La prisa es correr como pollo sin cabeza, no saber a dónde nos dirigimos, pero seguir corriendo hasta sentirse agotado, consiste en un irse vaciando hasta no saber para qué se vive. Hasta no querer seguir viviendo.  Es la causa del desarraigo espiritual. Seguir leyendo

Anuncios

La estrategia del árbol conduce al éxito

Hace años que soy una enamorada de la naturaleza. Me gusta observarla. Me apabulla tanto cambio en lo aparentemente idéntico. El árbol permanece inmóvil y, sin embargo, está siempre trabajando para su éxito: ser quién es dando los mejores frutos que puede dar, enraizándose buscando los nutrientes allá donde estén. Aquí traigo aprendizajes sencillos para incorporar  en la rutina diaria, tanto en casa como en el trabajo, y alcanzar el éxito. Lo que considero la base del liderazgo por valores, para crecer hacia fuera hay que crecer

Seguir leyendo

A la tercera va la vencida

Es la tercera vez que inicio un proceso de estas características, primero fue un blog (www.elartedeflorecer.blogspot.com), luego una web personal genial que me hizo un gran amigo (ahí empezó http://www.nuriamolina.com), pero no hubo manera de pasar del quinto post. Así que esta es la tercera vez que me lo propongo. Un nuevo inicio donde todo empieza hoy.

En este tiempo he descubierto que, a menudo, el pasado encierra el presente y obstruye con ello el futuro
Seguir leyendo